Marco Ranieri

Paisajes del yo

 

STATEMENT

Creo que el arte, por su capacidad de transformación de la información sensible en imágenes, significados y recorridos poéticos, ejerce como mediador entre la experiencia vivencial y la construcción y transmisión de la memoria (tanto individual como colectiva). Asimismo, como creador de contenidos culturales y de valores estéticos, puede jugar un papel importante como generador de empatía y como propulsor de una ética del cuidado y de una estética de la sustentabilidad dentro de la relación cultura/Naturaleza. Apuesto por el poder de la acción poética y de la acción creativa como actos reparadores y transcendentes, de autocuración y de contacto con las energías naturales subyacentes. Mi indagación artística se desarrolla a través del diálogo con el entorno natural, con sus materiales y energías creadoras. Destacando la revalorización de la belleza de lo pequeño, lo fragmentado, lo impermanente, que nos enseña el gran valor de la sutileza y de la fragilidad como perfecta metáfora de nuestra propia vida.

BIO

Licenciado en Bellas Artes por la Accademia di Belle Arti di Carrara y Máster Oficial en Producción Artística por la Universitat Politècnica de València. Su trabajo se centra en la transformación de la experiencia de la naturaleza en arte. A través del uso de metáforas de crecimiento vegetal y de acciones poéticas aplicadas a la ampliación de mirada y al micropaisaje, tiene como objetivo sondear las condiciones de posibilidad del arte como medio para generar, restaurar o renovar un vínculo empático entre personas y lugares, entre seres sintientes y naturaleza. Actualmente se encuentra inmerso en la realización de su tesis doctoral, así como, en diversos proyectos artísticos colectivos e individuales.

DESCRIPCIÓN CONCEPTUAL DE LA OBRA

La obra Paisajes del yo es una obra en buena medida autobiográfica. Transpone plásticamente la experiencia de la enfermedad por parte de dos pacientes: mi prima y yo. Los dos padecemos enfermedad de Crohn y colitis ulcerosa crónica, y nuestra relación ha estado siempre marcada por una profunda empatía. Las dos figuras humanas del conjunto escultórico, realizadas en cera y con elementos vegetales recolectados, nacen de una larga conversación sobre la vivencia sensible de la enfermedad. La realización de estas dos figuras ha supuesto para mí un acto de carácter terapéutico y un modo simbólico de enfrentarme a mi enfermedad. El libro caja, Archivo 1, es el resultado de un ejercicio que propuse: una búsqueda de palabras, frases o conceptos, así como objetos catalizadores, que identificasen nuestra relación con la enfermedad.